¿Qué es el bobinado de motores?

Seguramente en ocasiones has escuchado hablar del bobinado de motores, pero ¿conoces realmente en qué consiste este proceso o para qué realizarlo? En este artículo te ofreceremos la información referente a este proceso necesario para la vida de tu motor.

 

Los motores de corriente o eléctricos ya sean trifásicos o monofásicos funcionan básicamente bajo el mismo principio, que consiste en transformar la energía eléctrica en energía mecánica por medio de la rotación de un eje central.

 

Para lograr dicha rotación dentro del motor se crea un campo magnético a través de imanes que se activan por medio de la electricidad. Este campo magnético circula por un conductor de corriente llamado también bobina.

 

La bobina está formada por espirales de alambre o cables enrolladas en el núcleo del motor, estas recubren los imanes que provocan el campo magnético que hacen girar el eje central. El bobinado de motores consiste básicamente en un proceso de colocación e instalación de dichas espirales conductoras o bobina.

 

Pasos para un correcto bobinado de motores

 

Para el bobinado de motores es necesario tener a la mano tanto el material como las herramientas precisas para dicho proceso. Tomaremos como ejemplo un bobinado simple

Los materiales básicos para el bobinado de motores son los siguientes.

  • Alambres esmaltados (previamente se debe determinar el grosor del cable del bobinado de arranque y del bobinado de trabajo dependiendo del tipo de motor o de alguna muestra previa).
  • Alambres de aluminio forrados.
  • Papel o cartón aislante (Nomex, rombo epóxico, elemyl, presspan, entre otros).
  • Cubiertas o fundas aislantes.
  • Borneras.

Una vez preparado todo el material se procede de la siguiente manera.

  • Verifica que las ranuras donde se colocará la bobina estén totalmente limpias y sin ningún tipo de residuo.
  • Dentro de las ranuras se debe colocar el papel aislante en forma de pequeños conductos dentro de cada una, para ello toma las medidas tanto del largo como del ancho de las ranuras para hacer el corte del papel.
  • Procede a la colocación del papel aislante dentro de cada ranura.
  • Para la colocación del alambre debes saber la cantidad de vueltas que lleva cada juego de cables, en cada bobinado por lo general se reducen de dos en dos la cantidad de vueltas, es decir si en el bobinado de arranque el más grande lleva 43 vueltas, en el que está más interior son 41 vueltas.
  • Por lo general el calibre o grosor del bobinado de arranque es un poco más alto que el del bobinado de trabajo.
  • Para fabricar cada bobina debes contar con una bobinadora, que es una especie de aparato que tiene medidas donde se irán enrollando los cables con la cantidad de vueltas previamente establecidas y dependiendo de cada medida.
  • Una vez elaboradas las bobinas procede a insertarlas en las ranuras, este proceso puede ser un poco complicado dependiendo del tamaño del motor.
  • Coloca los llamados separadores de bobina, que son un papel aislante que separa las bobinas de arranque con las de trabajo.
  • Amarra las bobinas con cinta, para que queden compactas para evitar ruidos y pérdida de magnetismo.
  • Por último, se recomienda colocarles barniz a las bobinas y realizarles las pruebas correspondientes antes de montar el motor.

En términos generales este es el proceso para el bobinado de motores de manera correcta, si sigues estos pasos garantizarás el óptimo funcionamiento de tu motor, de no ser así podrías provocar un daño en su sistema y hasta la pérdida total del aparato, por ello es necesario que busques personal especializado en esta tarea.

Escribir comentario

Comentarios: 0